Buscar en esta Enciclopedia

Cargando...

lunes, 31 de marzo de 2014

La radioterapia tras una mastectomía ayuda si tienen varios ganglios linfáticos afectados

Un estudio publicado en The Lancet revela que en las mujeres con cáncer de mama con varios ganglios linfáticos afectados, la radioterapia tras pasar por una mastectomía reduce la tasa de recurrencia y mortalidad.

Las mujeres con cáncer de mama que se ha extendido sólo a varios ganglios linfáticos axilares tienen menos posibilidades de recurrencia o de fallecer si han recibido radioterapia tras la mastectomía, según una nueva investigación publicada en The Lancet y que se presentará en la conferencia Europea de Cáncer de Mama.
"Otro resultado de nuestro estudio es que los beneficios proporcionales de la radioterapia son similares en todas las mujeres, independientemente de si han recibido quimioterapia o una terapia hormonal. Esto es importante porque la mayoría de las mujeres reciben estas terapias", explica Paul McGale de la Unidad de Servicio de Ensayos Clínicos de la Universidad de Oxford.
McGale y su equipo analizaron los resultados de 3.786 mujeres en 14 ensayos aleatorios que comenzaron entre 1964 y 1982, que habían pasado por una mastectomía además de una disección axilar y que recibieron o no radioterapia en la mama de forma aleatoria. Se separó a las mujeres en tres categorías: aquéllas que no tenían afectados los ganglios linfáticos, las que tenían de uno a tres ganglios afectados y las que tenían cáncer en cuatro o más ganglios. Las mujeres recibieron un seguimiento durante 11 años y los datos de las recurrencias y las muertes estaban disponibles a partir del año 2009.
"En 700 mujeres en las que los patólogos no encontraron signos de que los ganglios estuviesen afectados, la radioterapia no redujo el riesgo de recurrencia o muerte", afirma McGale. "Sin embargo, en las 1.314 mujeres que habían tenido de uno a tres ganglios afectados, la radioterapia redujo la tasa de recurrencia casi un tercio (el 32 por ciento) y la muerte en una quinta parte (un 20 por ciento)", añade.
Además, descubrieron que el porcentaje de reducción en la recurrencia y la tasa de mortalidad en las 405 mujeres que sólo tenían un ganglio afectado eran similares a aquéllas que tenían dos o tres. En las 1.772 mujeres con cuatro o más ganglios positivos, la radioterapia también redujo la tasa de recurrencia en un 21 por ciento y la tasa de mortalidad en un 13 por ciento.
Sin embargo, tal y como expresan los autores del estudio, este trabajo está basado en las terapias que se llevaban a cabo hace tiempo y éstas han cambiado mucho a lo largo de los años. "Tenemos que esperar a los resultados de nuevos ensayos clínicos para observar directamente los efectos a largo plazo de la radioterapia moderna en mujeres que están recibiendo la quimioterapia y la terapia hormonal actual", manifiesta Carolyn Taylor, oncóloga del Grupo Colaborador con los Ensayos sobre el Cáncer de Mama Prematuro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada