Buscar en esta Enciclopedia

martes, 24 de mayo de 2011

La Ribera realiza la primera reconstrucción mamaria con tejido abdominal de la paciente en la misma mastectomía

VALENCIA, 24 (EUROPA PRESS)

El Hospital Universitario de La Ribera, en Alzira (Valencia), ha presentado este martes los resultados de la primera reconstrucción mamaria realizada en el centro mediante la técnica DIEP, con tejido del abdomen de la propia paciente y durante la misma intervención de extirpación del tumor.

El servicio de Cirugía Plástica del Hospital Universitario de La Ribera, José Mallent, y del jefe del Servicio de Oncología del centro hospitalario, José Miguel Cuevas, ha explicado los detalles de la intervención, que llevan a cabo pocos centros europeos en la actualidad. En el acto ha estado presente también el director general del hospital, Manuel Marín.

Se trata de un nuevo método de microcirugía que se realiza durante la misma operación de extirpación del tumor o mastectomía. La DIEP (Deep Inferior Epigastric Perforator) utiliza injertos de tejido y grasa, extraídos del abdomen de la propia paciente, sin necesidad de poner prótesis que, a la larga, pueden conllevar problemas. Foros científicos internacionales la recomiendan como la mejor técnica de microcirugía en estos casos, pero pocos centros hospitalarios europeos la incorporan debido a su dificultad técnica y costes.

El director gerente del centro, Manuel Marín, ha destacado la labor del Hospital de la Ribera en su lucha contra el cáncer: "no trabajamos solos, ni de una forma individual. Los cirujanos plásticos, los cirujanos de mama, los anestesistas, radiología, oncología estamos todos volcados para mejorar nuestros resultados contra esta enfermedad que es el cáncer. Hoy es un día bueno para todos, porque siempre nos ha caracterizado ser novedosos mirando siempre al paciente. Nuestra prioridad es conseguir un diagnóstico precoz y el mejor tratamiento".

El jefe de servicio de Oncología del Hospital Universitario de la Ribera, José Miguel Cuevas, se ha mostrado satisfecho con los resultados obtenidos y ha recordado las funciones de la unidad de Patología Mamaria contra el cáncer de mama, que afecta a unas 16.000 mujeres españolas, de las que 1.500 son valencianas.

El 82 por ciento de las mujeres afectadas no requieren una mastectomía completa, ha remarcado el doctor Cuevas, pero en estos pocos casos "la reconstrucción mamaria la tenemos en cuenta un mes antes de operar a la paciente. El cirujano plástico junto al resto de comité de mama decidimos el tratamiento. Algunas de las nuevas técnicas de reconstrucción mamaria están en entredicho pero los resultados que tenemos en nuestra unidad son maravillosos", ha indicado el especialista.

VENTAJAS DE LA TÉCNICA

El doctor José Mallent ha sido el responsable de incorporar esta novedosa técnica a los tratamientos del centro. Entre las ventajas que ha enumerado de la DIEP con respecto a los métodos tradicionales, es que el aspecto de la mama operado es mucho más similar al del pecho sano en cuanto a forma y caída, y además "evolucionará como lo haga el resto del cuerpo: engordará, adelgazará, envejecerá". De esta forma se evita la diferencia que las mamas reconstruidas con prótesis, provocaban a la larga, con respecto a las mamas sanas.

En la actualidad, se están realizando reconstrucciones TRAM con tejidos también del abdomen pero dañan los músculos de la zona. La técnica DIEP soluciona este problema ya que solo necesita de una arteria y una vena para ser compatible, lo que disminuye además el dolor postoperatorio, reduce el tiempo de recuperación y evita complicaciones como posibles hernias.

El Hospital de la Ribera estaba ya aplicando esta técnica pero de forma diferida, ahora da un paso adelante al realizarla en el mismo momento de la extirpación del tumor. María Salud Mellés, una mujer de 52 años de Algemesí, ha sido la primera paciente a someterse a este tipo de operación en la Ribera.

Mellés no ha querido perderse esta presentación y ha asegurado que la operación es "complicada pero para los doctores, a ti te duermen y no te enteras. Y cuando te despiertas tienes dos pechos. Estoy muy contenta porque puedo mirarme al espejo y ver mi aspecto normal". En este sentido, según los doctores, este tipo de intervención disminuye los daños psicológicos que puede producir en las mujeres.

DIFICULTAD TÉCNICA

Esta intervención puede durar hasta ocho horas y precisa de un equipo muy especializado. Comienza con el equipo de Cirugía General que se encarga de extirpar de la mama afectada el tumor, evitando al máximo las cicatrices. Simultáneamente, el equipo de Cirugía Plástica eleva la parte de la piel y grasa necesarias para la confección de la nueva mama, habitualmente extraídas de la parte baja del abdomen, desde el ombligo hasta el pubis. Posteriormente, se localizan los vasos arteriales y venosos perforantes y se unen a los localizados en el tórax, entre las costillas, para que el nuevo pecho tenga vascularización propia.

A este respecto, el doctor Mallen ha explicado: "las reconstrucciones inmediatas suponen un importante esfuerzo de organización interna, ya que en un mismo acto quirúrgico deben estar presentes dos equipos de cirujanos. Sin embargo, este esfuerzo se ve ampliamente recompensado ante al grado de satisfacción que estamos consiguiendo en nuestras pacientes"

En la actualidad, el Hospital de la Ribera realiza una reconstrucción diferida, en una segunda intervención después de haber sido extirpado el tumor, una vez por semana. Cada vez son más, si las circunstancias lo permiten, las que realizan simultáneamente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada